sábado, 12 de septiembre de 2009

"Viaje al interior"


"Viaje al interior"

De negro azabache se vistió la noche,
allá en el abismo donde habita el olvido,
aquel tren inmóvil en vía desierta,
recoge viajeros, hacia ninguna parte
con dudoso destino.

Un momento más, y al alborear,
tendrá que alzar el vuelo
el autillo nocturno a su nido,
cuando aparezca la aurora.

Comienza a llover...
y entre la densa lluvia
se mueven las sombras antiguas,
hacia las nuevas penumbras...

¡Y se interponen! ...¡Y me confunden!

¿Soy acaso yo, quien proyecta esta sombra?
¿El mismo que ayer, reflejaba otra distinta?
¿O tan sólo hay una sombra,
y es mi sueño el que muda?...

Nadie elige, ni altera los destinos
cuando más necesitan su venida,
del olivar se ausentan los estorninos.


©Roberto Santamaría

3 comentarios:

  1. Genial amigo Roberto, sin duda nadie altera el destino.

    Un abrazo.

    Rocío

    ResponderEliminar
  2. Un gusto dejarte la huella de mi paso por tus letras
    Un abrazo
    Monica

    ResponderEliminar
  3. Ya te lo dijeron.. genial.. es un lleno de figuras que dejan una sensación de estar en el lugar correcto leyendo poesía de calidad... felicitaciones... (Juan José)

    ResponderEliminar